CRUZ AZUL: LA MAQUINA ESTA DE REGRESO

Cruz Azul
Cruz Azul

Sobre la Marcha…

Rafael Martínez de la Borbolla

@rafaborbolla

“La playera de Cruz Azul, pesa igual que un bulto de cemento”

Ignacio Trelles

Para mi amigo Jorge del Barcena…. Celeste en el cielo.

Jaime Sabines escribió:

Los amorosos callan.
El amor es el silencio más fino,
el más tembloroso, el más insoportable.
Los amorosos buscan,
los amorosos son los que abandonan,
son los que cambian, los que olvidan.

Resulta claro el poeta, al escribir este verso no conocía al Cruz Azul después de 1997, porque si alguien sabe de dolores, amarguras, frustraciones y derrotas es el aficionado Azul. Somos dignos de un estudio sociológico.

El ascenso del equipo a la primera división, se dio el 19 de enero de 1964, y fue producto del esfuerzo y cooperación de directivos y jugadores. Pasar a la primera división, permitió al equipo traer refuerzos mexicanos, así como al técnico europeo, de origen húngaro, Jorge Marik. El partido clave para lograr el ascenso, se jugó en el estadio 10 de diciembre, en donde La Máquina, como también se le conoce al equipo, goleó 7-1 al Zamora.

Al depender del resultado de otro partido, en donde jugaban Poza Rica vs Orizaba, y en el que Poza Rica debía perder contra su rival para que el Cruz Azul subiera a primera división, se dice que Guillermo Álvarez, directivo del equipo, corrió al único teléfono que existía en la planta y marcó a Veracruz para saber el resultado de aquél partido.

¡Estamos en primera!, gritaron al otro lado del teléfono. Poza Rica perdía contra el Orizaba, y el Cruz Azul pasaba a primera división. La historia empezaba a escribirse.

Cinco años después del ascenso, durante la temporada 1968-1969, el Cruz Azul logra poner su primer estrella en su escudo, en el Nou Camp del León y al mando de Raúl Cárdenas. Para ese momento, el equipo cementero ya tenía cinco temporadas en primera, y este torneo se jugaba a puntos.

Fue una goleada al Monterrey en Jasso, que terminó tres a cero, y la victoria sobre el León de tres goles a dos, lo que marcó la primera estrella en el escudo del equipo.

Ese mismo año, en 1969, Cruz Azul jugó la Copa Presidencial en el Estadio Azteca contra el Monterrey, ganando por dos goles a uno. En ese momento de la historia del Cruz Azul fue que nació su apodo de La Máquina. El equipo que venía de provincia rápidamente fue acogido en la Ciudad de México por su buen fútbol.

Y llegaron los setenta en donde el equipo obtendría seis campeonatos más. Javier ‘Kaliman’ Guzmán, Horacio López Salgado, Superman Miguel Marín, Eladio Vera, Ignacio Flores, Alberto Quintano, Fernando Bustos, Carlos Jara Saguier, solo por mencionar algunos, fueron parte de aquel momento en que pedían ya no llamarle Cruz Azul, sino Tricampeón, pues fueron momentos de verdadera gloria los que vivieron en el equipo cementero. La Máquina a todo vapor. Con eso crecí.

El último campeonato, en el torneo invierno 1997, en el estadio Nou Camp, casa del León con un gol de penal difícil de olvidar para los que lo vimos de Carlos Hermosillo, completaron las ocho estrellas que se reflejan en su escudo.

Nací a finales de los 60’s, en primaria estudie en el Cristobal Colón de Lomas Verdes, donde el futbol era igual de importante que cualquier materia, ser parte de la selección de la escuela era un honor y un orgullo, cada año había un período de prueba, yo asistí un par de ocasiones, la primera para probarme como defensa central y la segunda como arquero, nunca fui seleccionado, no tenía las cualidades necesarias, pero no por eso mi pasión por el futbol decayó.

Jugaba con los vecinos de la cuadra, además había un torneo denominado sabatino en mi Colegio, donde jugabamos los que no teníamos la suerte de haber sido seleccionados, y como a todos les sucede, llegó el momento de decidir a que equipo debería de apoyar, y como sucede con los grandes amores, el destino hizo me regalaran una camiseta del Cruz Azul,  era la final de la temporada 1973-1974, el 12 de mayo de 1974 el Atlético Español derrotaba dos a uno al Cruz Azul, en el partido de vuelta, un 19 de mayo,  Raúl Cardenas mando, sin miedo a la derrota, al equipo a la carga, y yo estrenando mi camiseta me entusiasme con un contundente tres a cero, con lo que llegó el Bicampeonato. El orgullo de la victoria se me veía en el semblante.

Mi primer partido profesional que ví, acompañado de mi familia, en el Monumental Estadio Azteca, fue un Cruz Azul – América, donde mi máquina triunfó, para el deleite del niño de 10 años, dos a uno. Durante mis estudios en Estados Unidos, mis madre me enviaban cada semana la tabla de posiciones y los resultados, donde el Cruz Azul siempre estaba en los primeros lugares. Esa temporada también fue Campeón.

Mi pasión fue tan grande, que mi hermano, hijo y sobrinos son aficionados al Cruz Azul, me carga la culpa haberles heradado tantos dolores, porque en las últimas decadas irle al Cruz Azul se convirtió en una manda, un vía crucis, un drama personal, tanto así que después de tantos años, acérrimos enemigos deportivos me desean buena suerte y envian sus mejores vibras, porque saben que el aficionado del Cruz Azul es la esperanza constante y perpetua, una lucha contra la mala fortuna en todas sus formas, porque ante la adversidad la lealtad es sentimiento de respeto y fidelidad al niño que alguna vez fuimos.

Mi hijo nació en 1998, nunca ha visto al Cruz Azul campeón, desde pequeño asistió al estadio, a él le tocó el Azul, donde además de sufrir y gozar viendo a su equipo; porque al final nuestro amor por el fútbol es por su parecido a la vida, no gana siempre el que juega mejor, no es justo, la suerte juega y depende de cirucunstancias externas, degustaba a veces en el silencio que acarrea un mal resultado; las más con alegría, los taquitos del Villamelón.

La Máquina comandada por Juan Reynoso terminó la Fase Regular del Guardianes 2021 como el mejor club del campeonato. El conjunto cementero cerró la primera parte del torneo con una marca de 13 victorias, dos empates y solo dos derrotas. Cabe destacar que durante la fase regular, Cruz Azul firmó una increíble racha de 12 triunfos consecutivos.

De acuerdo al sitio Transfermarkt, Cruz Azul tiene una plantilla valorada en 78,2 millones de dólares. El peruano Juan Reynoso tiene la tercera escuadra más cara de la Liga MX y destaca que el promedio de edad del club cementero es de 27,9 años.

El talentoso mediocampista mexicano Luis Romo, quien anotó el gol del triunfo en Torreón, es el futbolista más caro que tiene el Cruz Azul con un valor de 9,7 millones de dólares, según el sitio previamente citado. El canterano del Querétaro se ha convertido en uno de los jugadores más sobresalientes de La Máquina y sus actuaciones lo han llevado a ganarse un lugar en la Selección Mexicana. Romo, de 25 años, aspira a emigrar a Europa aunque Tigres, Monterrey y Chivas también estarían interesados en sus servicios.

Mañana se disputará el partido de vuelta de esta gran final y buscan eliminar esta mala racha de más de 23 años sin título de liga.  Desde su último campeonato, el Cruz Azul ha disputado un total de 14 finales, ninguna ha podido ganar, muchas derrotas de manera trágica y casi subrealista.

Así pues amable lector, si usted es aficionado al Cruz Azul, este Domingo levántese temprano, desayune lo que más le guste, la dieta que se posponga para otro día, póngase con orgullo su camiseta azul, organícense con familiares y amigos para aguardar al filo de la navaja las 20:00 horas, cuando el Cruz Azul saltará a la cancha del estadio Azteca ¿y sabe? Decrete…. Mande buenas vibras, porque esta vez venceremos a los fantamas e infiernos, ganaremos porque ya toca, incluso por descarte y porque actualmente es el mejor plante del fútbol mexicano, llegará la novena. Se vale emocionarse y gritar los goles a todo pulmón y si nadie lo ve hasta una lagrimita….

Sobre la Marcha… Ya casi…. ¡Venga Cruz Azul!

1 Comment on "CRUZ AZUL: LA MAQUINA ESTA DE REGRESO"

  1. Rafael Martínez Sr. | 29 mayo, 2021 at 13:05 | Responder

    Una bonita historia escrita como un moderno drama Viva en Cruz Azul y con las buenas vibras de sus miles de fanáticos esperemos el tan esperado triunfo

Leave a comment

Your email address will not be published.


*