¡Operación Reconciliación! una acción que urge

Después de este 1ºde julio, el triunfo aplastante de López Obrador con más del 52% de las preferencias electorales y unas campañas des encarnizadas en donde todos se desacreditaban unos a otros. Creando una polarización en la sociedad mexicana, que hasta estos días continua y en donde urge que los candidatos ganadores empiecen a hacer la operación de reconciliación en nuestra sociedad por que estas elecciones las mas violentas de la historia, así como las mas sucias.

reconciliaciónEstas elecciones han separado familias, perdido amistadas a si han sido de polarizadas estas elecciones, pero Andrés Manuel López Obrador y su circulo rojo ya comenzaron a sanar las heridas de las elecciones buscando la reconciliación, pero esto no a permeado hacia abajo.

En nuestra sociedad se sigue sintiendo esa presión y agresiones continuas de los miles de millones de personas que apoyan a morena, en redes sociales su principal medio de comunicación y su principal arma para saciar su ira a las personas que no comulgamos con sus ideas y principios. pero cabe aclarar que no son las únicas también personas que favorecían a Anaya o a Meade no han sabido aceptar su derrota y empiezan ha agredir a los seguidores de López Obrador; urge que la reconciliación se de entre las gentes de a pie común y corriente, como nosotros.  

¿Qué nos está pasando? Probablemente un psicólogo, un sociólogo, un antropólogo o un erudito observador, tendrá respuestas más académicas y elocuentes. Yo creo que estamos anclados en la estrechez de las etiquetas. Estrechos departamentos estanco con estructuras rígidas y versiones unilaterales.

Microuniversos inflexibles que constituyen nuestras certezas y a través de los cuales se rige nuestro mundo, angosto y chiquitito, blanco y negro, sin la sutileza de grises que pueblan la variedad de verdades, tan amplia como habitantes tiene el planeta.

Tal vez si en un arrebato agraciado de humildad, nos diera por escuchar al otro sin concentrar nuestra energía en preparar nuestra respuesta antes de que quien comunica finalice su discurso, nuestra capacidad de miras y comprensión podría ampliarse, quizás también nuestros horizontes. Quien sabe, capaz que si escuchar y observar sustituyera al constante disertar, entenderíamos mejor la complejidad, riqueza y dualidad del mundo en el que vivimos, poblado de cientos, miles, millones de tonalidades de grises, dilucidando que las etiquetas estanco por las que nos regimos, se corresponden a criterios de nuestra pobre autorreferencia. Supongo que hay que salirse del pellejo y desempolvarse de íntimas verdades universales para entender que a veces, los que están en la caja angosta de al lado, tienen tanto o más que uno mismo para aportar.

Para entonces entenderíamos que ser hembrista no es ser feminista, que no creer en las cuotas no te convierte en machista, que por ser de derechas no tienes que ser católico, cheto ni acaudalado. Que ser de izquierdas no significa ser un hippy trasnochado delirante amante de las repúblicas bananeras, que triunfar en el exterior no te convierte en traidor, ni quedarte te convierte en un cobarde. Que si te va bien no hay porqué ser corrupto ni ser pobre significa ser un vago.

Tal vez y sólo tal vez, entenderíamos también, que aquellos que no dan señales que nos permitan encasillarlos en ninguna de nuestras etiquetas, porque tienen la capacidad crítica de reflexionar sobre lo bueno y malo de cualquier bando, ya sea político, social, académico, profesional o personal, son portadores del privilegio de la libertad.

 

 63 total views

2 Comments on "¡Operación Reconciliación! una acción que urge"

  1. Xq el recuento nuevamente de votos si en elecciones pasadas no permitieron el voto x voto cuando la diferencia era muy pequeña y ahora que es amplia ventaja lo están haciendo. Que pasa? Otro fraude más? Así quieren conciliación y que no haya enojo? Xq hablan de hackers? Dijeron antes de las elecciones que no había manera que eso sucediera y ahora resulta que siempre si. Mi opinión no más fraude,no más corrupción . El pueblo está muy enojado y puede pasar lo indeseable. Una revolución.

Leave a comment

Your email address will not be published.


*